Coca boba con chocolate

 



Es un bizcocho tradicional de la comunidad Valenciana. Muy fácil de hacer y súper esponjoso, con su sabor ligeramente a limón y su costra de azúcar hace que resulte exquisito.


INGREDIENTES:


4 Huevos grandes

250 g Harina de trigo de todo uso o de repostería 

125 ml Aceite de girasol o de semillas

250 g Azúcar 

250 ml Leche 

La piel rallada de 1 limón

Azúcar al gusto para poner por encima de la coca

2 sobres de gasificante o sobre de levadura Royal o 15 g de polvo de hornear

Una cucharada de cacao puro en polvo

Molde de 25 cm x 25 cm x 6 cm de alto

Papel de hornear


ELABORACIÓN:


Precalentamos el horno a 175°.


Separamos las yemas de las claras y ambas las pondremos en recipientes amplios.


Añadimos a las yemas el azúcar y lo mezclamos un poco, seguidamente incorporamos el aceite y removemos hasta que se forme una mezcla homogénea, vertemos la leche y mezclamos hasta que se integre.


Rallamos la piel de un limón bien lavado y la incorporamos a la mezcla anterior.


Tamizamos la harina y la integramos poco a poco a la masa, reservamos la masa un momento. (Si no tenemos gasificante y vamos a emplear levadura química la tamizaremos junto con la harina)


Batimos las claras y cuando estén espumosas le añadimos una cucharadita de zumo de limón y seguimos batiendo hasta que estén a punto de nieve.


Añadimos poco a poco las claras a la masa y las integramos con movimientos envolventes, añadimos los sobres de gaseosas y lo integramos bien. Ahora separamos u a cantidad de la mezcla, yo cojí poca y le añadí una cucharada de cacao puro tamizado. Mezclamos bien con movimientos envolventes.


Vertemos la masa sin cacao en un molde forrado con papel de hornear y por encima le echamos la mezcla con cacao, haciendo dibujos abstractos.

Esparcimos una buena cantidad de azúcar por encima para que se forme una costra crujiente.


Horneamos a 175º C de 40 a 45 minutos (Comprobaremos que esta cocido pinchando con un palillo) Cuando este bien cocido la retiramos del horno y esperamos a que se enfríe.


Una vez fría estará lista para disfrutarla.


Está riquísima!


NOTA:

Yo en este caso no le eché el azúcar para hacer la costra. Esta vez lo querían con azúcar glas por encima.






Comentarios